LA QUIEBRA DEL BINOMIO “VÍNCULOS SOCIALES” Y “VÍNCULOS ÉTICOS” COMO PRESUPUESTO EPISTEMOLÓGICO DEL FENÓMENO DE LA VIOLENCIA JUVENIL

  • Ginés Marco Profesor y Decano de la Facultad de Filosofía de la Universidad Católica de Valencia San Vicente Mártir.
Palabras clave: individualización, violencia juvenil, libertad negativa, dimensión moral del vínculo social

Resumen

En este artículo se va a analizar el impacto de la correlación entre el fenómeno creciente de la individualización de nuestras sociedades y la proliferación de formas de violencia juvenil. Manifestaciones de lo primero las tendríamos en la reivindicación de la libertad negativa, en terminología de Isaiah Berlin, y en la exaltación del cuidado del yo, entendido en este caso de un modo muy restringido. Expresiones de lo segundo las tendríamos en el fenómeno de la creación de guetos que, a su vez, se ramifica en una pluralidad de escenarios (no necesariamente vinculados a la marginación). La tesis que se va a defender en esta contribución se concreta en la necesidad de fortalecer la dimensión moral del vínculo social, como instancia superadora de formas de organización tecnocráticas que devienen incapaces de trascender un paradigma basado en el individualismo y en el pragmatismo. De hecho, aunque este paradigma técnico-funcional de la vida social se presenta a menudo suavizado por la revalorización de los aspectos emocionales de la vida, el énfasis en las emociones permanece en un plano puramente autorreferencial, limitado al logro del propio bienestar, despreocupado del contenido valorativo implícito en las reacciones emocionales y, por tanto, al margen de las exigencias éticas que en ellas se encuentran anunciadas.

Publicado
2019-08-09
Sección
Artículos de investigación